Los GPS, los GPS…

Soleus-GPS-1.0-Wrist-Top4

Tras tres meses de correr y entrenar con GPS paso a contar mis experiencias.

En mi “frikez”, y a falta de  mayores velocidades corriendo, decidí realizar varias pruebas del funcionamiento del aparatito para comprobar su exactitud. Y bueno…

He salido varias veces a realizar el mismo recorrido, casi paso por paso, y las distancias obtenidas han variado. Cierto que en unas decenas de metros, pero no tan exacto como yo pensaba. Incluso en “quedadas” con “ELPresi” que tiene mi mismo GPS y yendo casi pegados he detectado esas fluctuaciones.

Otra cosa que he observado es que yendo a un ritmo similar, y sin aparente motivo, aparecían saltos en el ritmo por kilómetro. A veces llegando a 6’30” cuando el ritmo unos metros atrás era de 4’50”.

¿A qué se deben esos errores? pues a que el GPS que llevamos en la muñeca no es tan preciso como todos pensamos. ¿Y por qué? Paso a explicarlo y espero no meter mucho rollo:

Falta de exactitud en la distancia: nuestro GPS, a diferencia de los más precisos que utilizan dos señales, encuentra la posición enviando una única señal. En esa señal, binaria, se ejecuta de manera repetitiva un código que también se ejecuta en el satélite. Cuando recibimos la señal existe un desfase entre lo que nuestro dispositivo está ejecutando y lo enviado por el satélite de vuelta. Aplicando una formulita sencilla en la que aparece la velocidad de la luz, obtenemos la distancia que hemos recorrido. Vaya, pues este procedimiento puede causar errores de hasta 15 metros por kilómetro.

La criaturita también es muy sensible a obstáculos como árboles, edificios, nuestro propio cuerpo, el cuerpo de otros corredores…

Cambios bruscos en el ritmo: Al salir a correr la señal no se envía únicamente a un satélite, sino que se envía a varios. En ocasiones cambiamos de satélite y el nuevo satélite se lía momentáneamente con el cálculo de las distancias y, por tanto, nuestro GPS muestra unos ritmos que no corresponden con la realidad. Si el recorrido es en un circuito (en mi caso el parque forestal) eso rara vez ocurre ya que debo estar siempre dentro del mismo satélite. Me ha ocurrido en alguna tirada en la que partiendo del parque forestal he llegado hasta el Manzanares.

Por todo esto, cuando corremos una carrera y decimos que no estaba bien medida ya que nuestro superpreciso GPS nos da 9,800 o 10.200 igual estamos cometiendo un error mayor que el propio GPS.

Y cuando, de repente, aparezca que nuestro ritmo por kilómetro ha bajado muy rápidamente igual no es necesario jugarse un fallo cardiaco por aumentar ese supuesto ritmo bajo que no es tal.

Un saludo y nos vemos.

AHH, y Angelito va por ti JAJAJA.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s